5 comentarios en “Pessoa”

  1. “Lo esencial es invisible a los ojos,no se ve bien sino con el corazón…”…
    Tal vez deberíamos, más que ver, sentir toda la naturaleza que nos queda aún alrededor.
    Los bosques saludables,los rios sin contaminación,la luz limpia sin humos,el mar sin petróleo…
    Pessoa nos sugiere que el valor de todas esas maravillas es mucho más interno de asumir,es mucho más que lo que simplemente vemos…
    No,no es bastante limitarse a mirar,hay que cuidar,mantener,regenerar…
    A veces siento ésa misma sensación;no es bastante ver,hay que saber mirar,mirar hacia el futuro…
    Hermoso fragmento,Angel. 🙂
    Gracias y buena semana.
    Un abrazo.

  2. Yo hice esta misma foto cuando estuve en Belém, en el Mosteiro dos Jerónimos (a donde voy siempre que puedo). Me llamó la atención entonces tan bonita inscripción dentro de tan bello lugar. Creo que la usé hace semanas en el blog para contestar un memé con imágenes.
    Bonito lugar, bonito fragmento. Se puede encontrar alguna que otra poesía de Alberto Caeiro por la red. Gracias por el grato recuerdo :).

  3. Entre todos un recuerdo a la imaginación del niño que llevamos dentro, que nos diferencia del adulto extremadamente racional y lógico.
    Frase de Isabel (“Lo esencial es invisible a los ojos,…”) extraida del libro de Antoine de Saint-Exupery (Le Petit Prince) que mezcla perfectamente su prosa poética
    con la de Pessoa (“…el «hombre natural» es, para Caeiro, tan artificial como cualquier otra cosa, excepto la Naturaleza.”) y Caeiro (“El único sentido íntimo de las cosas
    es el de no tener íntimo sentido alguno.”)
    Pero entre todos tambien (y especialmente Isabel que es una asidua (;-) componemos gracias muy especialmete a Angel la máxima de la amistad desinteresada que ahora me gustaría apuntar del mismo librito de Saint-Exupery cuando el zorro le dice al Principito: “Los hombres ya no tienen tiempo de conocer nada. Lo compran todo hecho en las tiendas. Y como no hay tiendas donde vendan amigos, los hombres no tienen ya amigos”
    Dejemos, pues, llevarnos solos y acompañados unos a otros. Y finalizar con Pessoa:
    “Nada soy, nada puedo, nada sigo.
    Llevo, cual ilusión, mi ser conmigo.”

    Gracias Angel. Por tu casa giratoria que algunos días se queda mirandome fija como queriendome hacer pensar. y me da con la puerta en las narices en un despertar o en un ensoñar que siempre debería agradecerte.
    Salud.

  4. Gracias, Isidro. Me ha encantado tu acercamiento de Pessoa a Saint-Exupery y a uno de mis diez libros vitales. El Principito siempre nos deparará una nueva y agradable sorpresa 🙂

  5. Se podria tomar un aparte del poema de pessoa…pase la noche entera sin dormir…en donde se concluye que lo unico cierto es sentir, ahora sobre la inscripciòn diria que no importa el ver o mirar sino el sentir…sentir

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *