Egipto, un día de furia (para no olvidar)

El pasado 28 de enero, El Cairo fue un escenario de caos violento, cuando decenas de miles de manifestantes anti-gubernamentales y se enfrentaron con piedras a la policía, que contraatacó con pelotas de goma, gases lacrimógenos y cañones de agua. Fue una batalla definitiva en el proceso legítimo del pueblo egipcio para destituir a su autoritario presidente, Hosni Mubarak, tras 30 años de gobierno.